El Salvador.com – Nadie cede en la frontera del Amatillo. De un lado más de 300 hondureños clamando al gobierno de El Salvador que les permita ingresar al país. Del otro, un contingente de policías bloqueando el paso de los catrachos. (…)

El problema de los migrantes hondureños es que muchos de ellos no portan documentos, según Gladis Benítez, de la Procuraduría para la Defensa de Derechos Humanos (PDDH).


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *